LA OPINIÓN DE LOS OTROS | Sos Magia!

LA OPINIÓN DE LOS OTROS

La opinión de los otros

A veces dejamos de hacer las cosas más importantes para nosotros, no nos mostramos como somos en realidad, nos moderamos, nos modificamos, nos escondemos, evitamos tomar riesgos, callamos cómo nos sentimos, nos guardamos las ideas o no nos animamos a aprender cosas nuevas o a cumplir nuestros sueños.

Muchas veces, no hacemos estas cosas porque nos preocupa o nos da miedo lo que pensarán otros sobre nosotras. De esto te quiero hablar hoy  

Para entender un poco el origen de este miedo, te invito a leer La clave para superar el miedo al rechazo y satisfacer tu necesidad de aceptación.

EVITAR LO INEVITABLE

La verdad es que no podemos evitar que otros tengan opinión sobre nosotras, nuestro trabajo, nuestra vida o nuestras elecciones. Los cerebros juzgan. Todo el tiempo. No lo pueden evitar.

Es muy probable que creas que podés controlar lo que otros piensan de vos. 

Te juro que no podés 

Lo único que podés controlar es lo que vos pensás (y está en tu mente) sobre lo que otros opinan de vos (que está en la mente de esos otros).

Te invito a que hagamos este tema, un poco más tangible.

En tu caso:

  • quiénes son los otros específicamente?
  • qué pensás que piensan de vos?
  • cómo sabés que piensan eso?

En realidad no podés saber con certeza que está pensando otra persona

Te pueden decir que sos divina y que les encanta su trabajo, pero internamente no verlo así.

Una opinión es un juicio que hace una persona sobre algo que observa. 

Las opiniones están formadas en cada cerebro de una forma única, tomando información que no tenés ninguna forma de controlar.

Para formar una opinión, el cerebro toma en cuenta las preferencias, los recuerdos de la historia personal, las propias necesidades del momento, filtros sensoriales y un montón de sesgos cognitivos que básicamente hacen que podamos ver algunas cosas y dejar de ver otras.

Por ejemplo, alguna vez conociste a alguien que aunque sos consciente que no conocés hace mucho tiempo, te parece “mala persona” o que tiene “mala vibra”? Lo más probable es que esa persona de alguna forma te haga acordar a alguien que conociste antes, o incluso al personaje de una película. Sin embargo, como tal vez no seas consciente de eso, simplemente esa persona, no te gusta.

Vos (y tu trabajo, tu vida, tus elecciones) serán el disparador de este tipo de memorias un tanto inconscientes que harán que les caigas a otras personas bien o no de forma automática, y esto teñirá también sus opiniones.

NUESTRAS ESTRATEGIAS

Muchas de nosotras, queremos que otros tengan una cierta opinión sobre nosotras y en el intento de controlar esas opiniones y a veces sin tener mucha consciencia de esto, no somos del todo transparentes.

  • cómo querés que te vean los demás?
  • qué cosas hacés para que te vean de esa manera?
  • qué cosas dejás de hacer porque te preocupa lo que pensarán otras personas de vos?
  • en qué aspectos no sos genuina o transparente?

Cuando nos acomodamos para que otros piensen “bien” de nosotras, lo que ocurre a veces, es que dejamos de ser nosotras.

Lo que ocurre es que a otros les gustamos o les caemos bien pero lo que les gusta no somos nosotras en realidad.

Y lo que posiblemente pase, es que terminemos rodeadas de gente que no es nuestra gente.

Estas estrategias, tienen un costo:

  • qué te gustaría poder hacer o expresar si no hubiera nadie juzgando?
  • qué tipo de mujer serías si no hubiera nadie opinando?
  • qué tipo de vida tendrías?
  • estás dispuesta a perderte todo eso?

LAS CLAVES

  • Pensá en alguna situación en la que sabías que alguien tenía una opinión negativa o equivocada sobre vos. En qué punto, vos estabas de acuerdo con su apreciación?

Qué pasaría si alguien te contara su opinión negativa sobre una persona a la que adorás y admirás?

Posiblemente como amás y admirás a esta persona y creés que es maravillosa, no te importe nada la opinión que otros puedan tener.

Si alguien te dice “ese pelo azul te queda horrible” y vos no tenés el pelo azul, sencillamente vas a descartar ese comentario, porque no lo vas a creer.

En cambio, si alguien te dice “sos mala madre” o “no sos tan buena en lo que hacés”, tal vez en algún punto te afecte.

Una de las claves de por qué nos preocupan o nos duelen a veces las opiniones de los demás, está en que aunque sea en parte, estás de acuerdo con eso que dicen.

  • qué autoridad le das a esos otros para definir cómo sos o cuán bueno está lo que estás haciendo y si eso está bien o no?

Este es otro de los puntos que me parecen claves: la autoridad que les damos a otros.

Seguramente haya opiniones que tengan más peso que otras para vos, y es interesante preguntarte si realmente tienen tanta autoridad como para que vos te sientas mal, cambies, escondas aspectos tuyos o sacrifiques sueños o deseos.

Por último, hay otra cosa que me parece super interesante investigar y es cuando a partir de la opinión de otros, nos creamos una identidad

Por ejemplo, si los otros piensan que yo me pongo nerviosa cuando hablo en público, es porque debo ser una persona tímida. Si los otros piensan que estoy asustada, debo ser una persona débil o miedosa.

Como es para vos?

  • si ellos piensan que yo ___________________, debo ser una persona ___________________

UN POCO DE LUZ

En el camino de empezar a soltar el peso de la opinión de los demás cuando no es funcional para vos, hay 2 posibilidades y diferentes estrategias que quiero ofrecerte hoy.

Podés abordarlo desde el pensamiento o directamente desde la acción. Nuestro cerebro aprende por cualquiera de estas 2 vías.

DESDE EL PENSAMIENTO
  • Dejá de pelearte con la realidad porque vas a perder el 100% de las veces > las personas opinan y muchas veces van a opinar cosas que no te gusten. Cuanto más rápido puedas aceptar esto, más energía te vas a ahorrar.
  • Dales permiso a otros a pensar lo que quieran sobre vos > No se trata de que en realidad les estés dando permiso porque cada uno puede pensar lo que quiere por supuesto.

    Yo tengo mis propias opiniones y preferencias. Incluso yo misma no me gusto y tengo opiniones desfavorables sobre mi misma muchas veces. Puedo entender que otros piensen cosas que no me gustan sobre mí porque yo encuentro cosas que no me gustan sobre mí. Estamos de acuerdo en un punto.

    Lo que te invito a hacer con esta estrategia, es simplemente dales permiso desde tu mente. Permiti que piensen diferente. Permitiles no gustar de vos. Aceptalo. Admitilo.

    Por qué te propongo hacer esto? porque a mucha gente, entre los que me incluyo, esta estrategia les da paz.

    Cómo te hace sentir a vos darles permiso a otros para que te juzguen?
  • Reconocé que no hay forma de que controles lo que otros piensen sobre vos o que te critiquen > Cuando te des cuenta de que estás fantaseando con lo que otros piensan sobre vos, tratá de cortar ese patrón de pensamiento poniendo el foco en algo diferente, por ejemplo, en las cosas buenas que sí tenés, las cosas por las que otros te agradecieron o elogiaron, o bien en las personas a las que ayudás a través de tu trabajo.
  • Y por último, lo más importante:
  • Trabajá fuerte en la opinión que tenés e vos misma >
  • qué pensás vos de vos misma o de lo que hacés?
  • qué pensás de lo que querés hacer?
  • qué necesitás para estar orgullosa de vos misma o de lo que hacés? qué necesitás para impresionarte?

DESDE LA ACCIÓN

Si preferís esta vía, te invito a que pienses en algo que no te hayas animado a hacer por miedo a lo que otros puedan opinar sobre vos.

Cuando lo tengas claro, andá y hacelo. Sin pensar. Sólo hacelo.

A nuestro cerebro para cambiar, lo ayudan las evidencias y con esta simple acción, le estás dando una simple evidencia de que no te importa tanto lo que los demás piensen, no tanto como para dejar de hacer lo que te importa.

UN BONUS

Aquí te podés descargar un ejercicio en audio para que experimentes una forma de ser más amorosa y compasiva con esos aspectos que más te cuesta aceptar en vos misma.

Autoaceptación

Hoy hablamos de las posibles consecuencias de tener miedo a las opiniones de los otros y por qué es importante en algún punto, poder trascenderlos. 

También te compartí 2 caminos posibles para poder trabajar con estos miedos y diferentes estrategias que espero que te sirvan 

De todo esto que hablamos…

  • qué es lo más importante que te llevás hoy?
  • con esto que aprendiste mientras reflexionábamos juntas, qué vas a hacer?
  • si aceptaras realmente estos aspectos tuyos que tenés miedo de mostrar a los otros, qué podría pasar?

Espero que tengas una gran semana y como siempre, quiero recordarte que sos Magia! 

Si conocés a alguien a quien le pueda ser útil este artículo, te invito a compartírselo!

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Hasta la próxima! 

Si querés explorar y trabajar sobre lo que te pasa con las opiniones de otras personas, te invito a escribirme a sesiones@sosmagia.com.ar o enviarme un mensaje aquí para coordinar una conversación de 30 minutos por teléfono o skype totalmente gratuita para que me cuentes un poco sobre vos y el punto en el que estás, y evaluemos la posibilidad de trabajar juntas.

SUSCRIBITE AQUÍ PARA RECIBIR ACTUALIZACIONES SEMANALES CON HERRAMIENTAS Y RECURSOS EXCLUSIVOS!